Nuevas tendencias en el mundo de los arcos recurvados.

Desde hace muchos años siempre hemos vinculado los cuerpos con sistema de anclaje de palas ILF a los arcos metálicos tipo olímpicos o desnudos.

Últimamente están apareciendo en el mercado diversos modelos fabricados con diferentes materiales y este mismo sistema de anclaje de palas. Podemos encontrarlos con maderas nobles, fenólicos o incluso carbono.

También comienzan a fabricarse en diferentes longitudes, desde cuerpos cortos de 15” hasta cuerpos con longitudes de 23”.

La gran diferencia de este tipo de recurvado con los modelos más tradicionales se basa en la cantidad de combinaciones que podemos efectuar tanto en longitud como en potencia del arco. Otras opciones son las de poder utilizar diversos modelos de reposaflechas y complementos los cuales también nos permite la utilización de flechas con diámetros inferiores y menor peso que los recurvados tradicionales pudiendo conseguir mayores velocidades con menores potencias.

Existen infinidad de modelos de palas con este sistema de anclaje lo que nos permitirá elegir el más adecuado a nuestra complexión.

Otra de las ventajas es el material utilizado en la fabricación para las palas, ya que estos cuerpos pueden utilizar las mismas que los arcos metálicos, pudiendo elegir palas desde modelos económicos de madera y fibra hasta modelos de gama muy alta con carbonos de ultima generación, todo dependerá del bolsillo de cada uno.

Lo que debemos tener claro es que este modelo de arco se está abriendo camino con mucha fuerza dentro del arco recurvado y sobre todo en las competiciones internacionales, donde cada vez podemos ver más arqueros que lo utilizan. No podemos saber a ciencia cierta si llegará el dia que desbanque al recurvado tradicional de toda la vida, pero la verdad es que grandes arqueros de recurvado tradicional comienzan a utilizarlo ya sea dentro o fuera de las competiciones.